miércoles, 25 de noviembre de 2009

Portadas que me gustan


Dinámica portada del amigo Reid Miles para el “Rumproller”, de Lee Morgan, con pequeña foto de Francis Wolff, quién si no. De nuevo, pocos elementos y pocos colores para un resultado excelente.


“The Rumproller” no está al nivel del mítico “The Sidewinder”, también de Morgan, aunque es un disco interesante que se deja oir bien. Ahí va éste “The Lady”, composición de Rudy Stevenson. Participan Morgan a la trompeta, obviamente, Joe Henderson al saxo, Victor Sproles al bajo y Billy Higgins a la batería. El pianista es Ronnie Mathews. Ronnie murió el año pasado, a los 73 años. Si uno lo piensa, vivió la friolera de casi 40 años más que Lee, y eso que nació antes.



9 comentarios:

ESTHER dijo...

Me gusta mucho la portada. Qué bien utilizado está el espacio, los blancos y los elementos, la tipografía distorsionada está conseguida, incluso la foto pequeña tiene su sentido. Y debemos pensar que en aquella época no existía el ordenador para hacer virguerías rápidas como ahora mismo. Todo se hacía a mano. Y eso tiene doble mérito.

Reid Miles es un maestro con mayúsculas, dominaba absolutamente el diseño gráfico, incluso iba mucho más allá, hacía Arte. Qué maravilla. Es preciosa la portada, Troglo.

Mañana me pongo el tema que ahora no quiero despertar a nadie.

Por cierto, Nadal ha perdido contra Davidenko. Ay! Paciencia. No comment!

Un abrazo fuerte mandarín.

Dr.Krapp dijo...

La cubierta, muy interesante, me recuerda a otras del mismo autor. El destino trágico de Lee Morgan, asesinado por su mujer a los 33 años, es como el corolario trágico de una serie de tragedias que afectaron a muchas de las grandes figuras de este género. A partir de mediados de los 70 aquellos tipos se volvieron más formales.

Hector Aguilera S. dijo...

Muy buena la portada que has subido de este álbum de Lee Morgan, como dice Krapp, este notable trompetista fué asesinado por su mujer en una discusión en el bar Slug´s de Nueva York el 19 de Febrero de 1972, donde Helen esposa de Lee, lo sorprendió con otra mujer.
Saludos,

Troglo Jones dijo...

Saludos:

Esther, me alegro que te guste, es una gran portada, una más, del maestro Reid. Y, como tú dices, el diseño era mucho más artesanal entonces, lo que le da doble mérito.

Doc, el sello de Reid Miles es detectable en sus portadas. La truculenta historia de Lee no es, por desgracia, demasiado inhabitual en el jazz, como dices. Después, se pasó más de bohemio a intelectual. Y eso tiene sus pros y sus contras.

Gracias, Hector. Los celos son un muy mal consejero siempre. Amor muy mal entendido.

Abrazos per tutti.

Mr Blogger dijo...

Un comienzo sobrio y elegante para una canción realmente melancólica, aunque más adelante se anime un poquillo (ya con un par de copas la cosa se ve mejor y tal xD) hasta el solo (y luego la resaca, claro xD).

solojazz dijo...

Es interesante conocer la apreciación estética del diseño de quiénes lo practican ya que es gratificante encontrar coincidencias. Con las portadas del maestro, gracias a ello casi identifico el sello de entrada y me agrada su economía de medios para lograr lo que logra. Esa expansión tipográfica me pareció verla en una foto de Esther al capturar el movimiento de la escoba de un baterísta, casi convirtiéndose en un abanico. Lo de los celos, ni hablar, Troglo. No estoy seguro si hay arte en la grabación RVG, pero si que sería artero dejarsela a la dama de cabecera un par de años, que en este caso no serían una bicoca. Coincido con el comentario anterior, sobre la melodía.

Saludos.

Sebastián dijo...

Hay gente que vive más deprisa de lo habitual. Incluso el vertiginoso diseño tipográfico de esta preciosa portada parece sugerirlo. Morgan comenzó joven y acabó joven. Bien pudo su mujer esperarlo en casa con el rodillo. ¡Qué talante! Celos + cuernos: mala combinación. Muy bien escogido el tema, Mr. Jones.

artal dijo...

adoro las grabaciones de directos en el lighthouse club. quizá porque el primer dissco que tuve de morgan (un mercury) fue uno con uno de esos extractos: "peyote", "eyeball" y llenando una cara del lp el "willow weep for me". gran trompetista ¡y de que estirpe!!!

Troglo Jones dijo...

Saludos a todos, tras la semana loca mandarínica:

Mister, te estás volviendo un experto, je, je. Es una canción elegante del tio Rudy, que trabajó mucho con tu amiga Nina Simone, por cierto.

Armando, las opiniones de quien sabe aportan muchísimo, ya lo creo. Y se agradecen mucho también. Economía en movimiento, que se convierte en ese barrido, o en un movmimiento de abanico de esa "lady".

Sebastián, algunos viven muy deprisa y peligrosamente, es cierto. Hay mujeres de armas tomar, pero esta se pasó. Tema premonitorio, dedicado a una misteriosa mujer.

Artal, esos discos en el Lighthouse son excelentes, estoy de acuerdo. Tienen una atmósfera especial. Fresh Sound publicó un disco doble, con ese "Willow weep..." de 20 minutos, y los amigos Maupin, Mabern, Merritt y Roker. Canela fina para quien estaba llamado a ser el nuevo Clifford. Y lo fue, pero en el peor sentido.

Salud a todos, que dinero ya sé que tenéis.