jueves, 21 de enero de 2010

Portadas que me gustan


Foto de Francis Wolff y diseño de Reid Miles para esta portada de 1963, de uno de mis favoritos, el señor Andrew Hill. Portada de lo más alegórica, no sabría yo como dibujar o representar ese “Black Fire”. El amigo Miles lo hace perfecto, con esa aparente facilidad tan suya.


Este fue el disco debut de Andrew en Blue Note. Laberíntico, provocativo, inclasificable, Hill es un clásico del jazz moderno, cuya música suena fresca muchos años después. En esta ocasión, los acompañantes fueron de campanillas: Joe Henderson al saxo, Richard Davis al bajo y Roy Haynes a la batería. Pues eso.


Por cierto, ahora que está por desgracia de moda el lugar, se dijo durante años que Andrew Hill había nacido en Haití. No es cierto, nació en Chicago. Supongo que alguien, quizá él mismo, pensó que le daba un toque exótico a su biografía. Pues dediquémosle a Haití este “Black Fire”. El título no puede ser más adecuado.



12 comentarios:

ESTHER dijo...

Me gusta Andrew Hill, suena contemporáneo, atrevido y moderno. Entró con buen pie en Blue Note con éste Black Fire, buen debut. El amigo Reid Miles aprovechó para hacerle portadas bien chulas. Ésta, en concreto, es una maravilla. Fíjate en la tipografía del nombre de los músicos, pertenece a la misma familia y tamaño que el título. La gracia está en que el título lo ha puesto debajo de las franjas de colores, destacando la diferencia. Contrastan las franjas rojas y fucsia que pasan por encima de la fotografía de Wolff. Ese blanco y negro de la ilustración tan gráfico, tan contundente, abstracto como un cuadro contemporáneo define el tipo de música que se va a escuchar dentro del álbum. Como siempre es una genialidad de diseño de composición y creatividad perfecta.

Y, para homenajearlo, después de escuchar tu Black Fire, he puesto 'Compulsion'. Vaya disco que me recomendaste en su día. Muy bueno.

Eres un maestro, amigo Troglo.

Troglo Jones dijo...

Je, je, tú sí que eres una maestra en el diseño, Esther. Me encanta la explicación que nos has dado. Así da gusto aprender. Reid era un mago.

Con Andrew te puedes equivocar poco. "Compulsion" es excelente, y éste "Black Fire" hasta diría que es incluso mejor, je, je. Y "Point of Departure", "Judgement", en fin.

Besos de los gordos.

Hector Aguilera S. dijo...

Troglo Andrew Hill fue un muy buen pianista post-bop. De una muy alta formación académica. Tiene unas grbaciones excelentes con Roland Kirk.
Saludos,

Dr.Krapp dijo...

Vaya comentario tan interesante y preciso el de Esther.
A mi lo que me gusta es ese juego de blancos y negros en la portada como esas imágenes ópticas que pueden representar una cosa u otra según desde el punto de vista con el que se miran.
Podría ser la perspectiva de unos troncos en un bosque muy cerrado si lo miramos desde el negro o la lava de un balcón cayendo pro la ladera si lo miramos desde el blanco. Hay un estrecho parentesco entre el arte abstracto y el jazz, ya que ninguno de los dos nos ofrece una respuesta definitiva y tranquilizadora a las preguntas que le hacemos.

Dr.Krapp dijo...

Donde puse balcón quería escribir volcán.

Troglo Jones dijo...

Saludos:

Héctor, cierto, fue un auténtico doctorado de la música, figurada y realmente. Muchas de sus grabaciones merecen la pena, y seguirán dando juego mucho tiempo.

Doc, tener a Esther para comentar portadas es un lujo. La música es la más abstracta de las artes, y el jazz se adentra todavia más en ese terreno. Más que ofrecer respuestas, nos hace preguntas y nos desafía.

Abrazos a los dos.

Armando dijo...

Los comentarios que anteceden me quitaron la palabra de la boca, Troglo. Je Je. Sólo me resta decir: genial, la música y esas figuras en cartulina negra cortadas por la tijera de Miles.

Salud

artal dijo...

los discos (la caja via mosaic) de hill para blue note son míticos y de sombrerazo. pero y aunque el hombre tampoco paso de tener un nombrecito coasi en minusculas salvo en las capillas de sus devotos dio la talla hasta sus ultimos días con ese disco final que grabó con otro semianonimo como es charles tolliver ("times lines") o el postumo con chico hamilton "dreams come true".

Troglo Jones dijo...

Saludos:

Armando, ya sabes que Miles podía hacer magía con cualquier cosilla cartulina o papel charol. Su portada hace justicia a la música de Andrew.

Artal, quizá porque su música era difícilmente ubicable, el propio Andrew también lo fue. Cierto que es un músico de culto para bastantes. Buen disco ese "Time Lines", que tengo por ahí. El otro lo tengo pendiente, a ver si lo engancho, ya que dices que está bien, je, je.

Abrazos.

Mr Blogger dijo...

En todas las épocas ha estado de moda eso de ponerse personalidades rocambolescas, apariencias extrañas y llamativas, ascendencias extrañas y cosas por el estilo.

Me ha llamado mucho la atención la actuación del batería, no deja un hueco por tapar el tío, se deja notar desde el comienzo hasta el final de la canción.

Troglo Jones dijo...

Pues sí, Mister, te da algo de misterio, qué coño. Es un disco complejo, con inclusión de distintos ritmos, y el amigo Roy lo aprovecha. Debe ser uno de los músicos más prolíficos de la historia del jazz, no creo que se pueda llevar la cuenta de los discos en los que sale. Ha tocado literalmente con todo el mundo.

Salud.

Mr Blogger dijo...

No se salvará ni muerto. A algún lumbreras se le encenderá la bombillita y sacarán duetos a partir de antiguas grabaciones como hicieron con Nino Bravo...