jueves, 8 de abril de 2010

Gran Gala

¡CHAN TATA CHAN! ¡TATA CHAN TACHAN! ¡CHAN CHAN!

- ¡Señoraas y señorees! ¡En directo, desde el Palacio de Convenciones y Paridas, el acontecimiento del año! ¡Del siglo! ¡Del milenio! ¡La Gran Gala! ¡Con ustedes, nuestro presentador oficial....TROGLO JONES!

- ¡Aaaah! ¡Aaah! ¡Olee! ¡Plas! ¡Plas! ¡Plas! (enormes aplausos y vítores mientras Troglo Jones sale al escenario, grande como un campo de fútbol, saludando. Un ballet de 100 personas baila, una orquesta de 100 músicos toca, el Palacio viste sus mejores galas. Pantallas gigantes, focos a tutiplen. La ceremonia de los Oscar al lado de esto, una mierdecilla).

- Buenas noches, damas y caballeros. Soy Troglo Jones, su anfitrión en esta Gran Gala de Presentación. ¡Estoy encantado de estar aquí, y de compartir con ustedes este acontecimiento tan especial!

- ¡Aaaah! ¡Aaah! ¡Olee! ¡Plas! ¡Plas! ¡Plas! (enormes aplausos y vítores).

- Gracias, señoras y caballeros, muchas gracias. Porque en esta gala vamos a tener el honor de presentar...pero, ¡un momento! ¡El realizador me avisa de que se me olvida algo! (Troglo, que es un pésimo actor y se cree muy gracioso, pone cara de asombro).

- ¡Je, je, je, je! (el público rie con risilla de conejo ante el bromista de Troglo).

- ¡Je, je, je! Claro, señoras y señores, ¿cómo voy a olvidar a quien me acompañará esta noche en la presentación de esta gala? ¿Qué puedo decir yo de él que no se haya dicho ya? Damas y caballeros, con todos ustedes, ¡mi loro, Puto Bocazas!

- ¡Aaaah! ¡Aaah! ¡Olee! ¡Plas! ¡Plas! ¡Plas! (enormes aplausos y vítores mientras el loro Puto Bocazas, de etiqueta, sale al escenario, saludando y poniendo cara de malo. El ballet vuelve a bailar, la orquesta toca a todo volumen).

- ¡Bienvenido, Puto Bocazas! ¡Es un honor que estés aquí, y poder compartir contigo esta Gran Gala de presentación!

- Muchas gracias, querido Troglo. El honor es tuyo, ¡je, je!

- ¡Je, je, je, je! (el público rie con risilla de conejo ante el espantoso chiste de Puto Bocazas).

- ¡Je, je, je! Hay que ver cómo es este Puto Bocazas, ¿verdad, amigos? ¿Y qué es lo que podemos esperar en esta gala de presentación, Puto Bocazas?

- ¡Sorpresas, Troglo, muchas sorpresas y mucha diversión! Va a ser una noche muy especial para todos nosotros, ¡y para todos ustedes, amigos!

- ¡Aaaah! ¡Aaah! ¡Olee! ¡Plas! ¡Plas! ¡Plas! (enormes aplausos y vítores).

- ¡Claro que sí, Puto Bocazas! Y para todos los amigos que nos ven desde casa, y para todos aquellos que nos ven a través del canal internacional. ¿Sabes que nos están viendo en más de 60 países, Puto Bocazas?

- ¿Qué me dices, Troglo? ¿Es posible? Pero, claro, ¿qué digo? ¡Es que el acontecimiento lo merece!

- ¡Ya lo creo que sí, Puto Bocazas, ya lo creo! ¡Esta gala de presentación es lo que todos ustedes han estado esperando! ¡El acontecimiento del año!

- ¡Del siglo!

- ¡Del milenio!

- ¡Aaaah! ¡Aaah! ¡Olee! ¡Plas! ¡Plas! ¡Plas! (enormes aplausos y vítores. El ballet baila desenfrenado, la orquesta toca más fuerte aún. A todo esto, cuando el bullicio para, un hombrecillo se levanta de su asiento de primera fila y chista a Troglo).

- ¡Psst! ¡Psst! Oiga...

- ¿Eh? (Troglo anda despistado, mientras trata de oir algo por el pinganillo. No sabe muy bien si esto es algún tipo de broma preparada pero, con gran presencia de ánimo, responde). Sí, caballero, ¿decía usted algo?

- Pues sí, yo quería preguntarles una cosa...(el público runrunea, no sabe muy bien de qué va esto, están esperando la broma). Sin ánimo de ofender pero, ¿alguien me podría decir qué cojones están presentando en esta gala de presentación?

- ¡OOOOOHHHH! (murmullo de asombro en la sala).

- ¿Que qué estamos presentando? (Troglo parece dudar por un segundo, pero solo uno. De inmediato, pone la sonrisa de 200 watios y responde) ¡Ja, ja, ja! Como se suele decir, caballero, ¡me encanta que me haga esa pregunta! (¡qué dominio del escenario el de este Troglo!).

- ¡Je, je, je, je! (el público rie con risilla de conejo ante el lamentable cliché de Troglo).

- ¿Que qué presentamos? (¡Troglo transmite entusiasmo y dinamismo!) ¿Has oído, Puto Bocazas? ¿Que qué presentamos? ¿Qué me dices?

- ¿Que qué presentamos, Troglo, que qué presentamos? Amigos, ¿oyen eso?

- ¡Aaaah! ¡Aaah! ¡Olee! ¡Plas! ¡Plas! ¡Plas! (enormes aplausos y vítores. El público brama excitado. El ballet se descoyunta, la orquesta echa el bofe).

- Lo que presentamos es...-dice Puto Bocazas, señalando a Troglo.

- ...por supuesto...- dice Troglo, señalando a Puto Bocazas.

- ...nada más y nada menos que...- dice de nuevo el loro.

- ¡NADA! – grita triunfalmente Troglo.


(Silencio expectante en la sala, hasta que el preguntón dice):


- ¿Nada? ¿Cómo que nada? ¿Me están diciendo que toda esta parafernalia es para presentar...nada?

- ¡Por supuesto, caballero! (dice el dicharachero Troglo) Por cierto, olvidé preguntarle de qué planeta viene, ¡ja, ja, ja!

- ¡Je, je, je, je! (el público rie con risilla de conejo la gracieta de Troglo).

- ¡Ja, ja, ja! ¡Muy bueno, Troglo! (dice el sonriente Puto Bocazas). Sí, caballero. ¿Es que no sabe usted que vive en la sociedad del espectáculo? ¿Qué más da lo que presentemos?

- Lo importante es el envoltorio, no lo que contiene. ¿A que sí, Puto Bocazas?

- Exacto, Troglo, la parafernalia es lo que cuenta. ¿No se hacen espectáculos tremendos del lanzamiento de un móvil, o de la presentación de un futbolista?

- ¡Y que lo digas, Puto Bocazas! La gente se molesta en coger el coche, o el metro, en hacer cola, en gastar dinero para...¡nada! Una gilipollez como un piano. El vacio se convierte en espectáculo, Puto Bocazas.

- Y nosotros sólo hemos dado un paso más en la vaciedad, Troglo. Si antes se montaba la de dios para presentar casi nada, nosotros la hemos montado mayor para presentar nada. Era el paso lógico.

- Sí, Puto Bocazas. Repetimos que no importa el contenido. Lo que no es espectáculo, no existe.

- Sí, Troglo. Aunque, si le das una vuelta más, llegarás a una conclusión aún peor, y es que el espectáculo tampoco existe. No es más que ruido. Seguridad, llévense a éste merluzo de las preguntas. ¡Y ahora, MÚSICA, MAESTRO!

- ¡Aaaah! ¡Aaah! ¡Olee! ¡Plas! ¡Plas! ¡Plas! (enormes aplausos y vítores. El ballet gira como peonzas, la orquesta saca humo de los instrumentos).

17 comentarios:

ESTHER dijo...

¡Aaaah! ¡Aaah! ¡Olee! ¡Plas! ¡Plas! ¡Plas! Vivaaaaa Trogloooooo Jonesssssss!!!! je je je je El mejor presentador del mundo.

Eres único.

Besos y aplausos.

Armando dijo...

¡Qué buena vara, maestro! Lo empecé a ver en directo (difuso)en "NoteV's", luego en el "Visco Chann" igual. Pero ahora lo estoy viendo en diferido por "Entena Inter" con una iluminación envidiable. Sólo la música que no se escucha muy bien, pero ya, ya, creo escuchar algo como MalHer.

Salutti a tutti quanti. Avanti.

Dr.Krapp dijo...

Yo descubrí esa gran verdad que planteas en la primera vez que entré en un MacDonald y pedí un MacPollo descubriendo que debajo del envoltorio solo reinaba la nada absoluta. Desde entonces cuando la cosa se pone demasiado estupefaciente me tomo unas dosis atemperadas de nihilismo para aguantar un poco mas.
Apostaría a que el tipo ese impertinente fue contratado para darle un no-significado al insignificante espectáculo.

Troglo Jones dijo...

Saludos:

¿A que sí, Esther? Je, je, muchas gracias, sigue apoyándome y me verás dentro de nada presentando "Gran Hermano". O "Gran Loro", je, je.

Armando, ves demasiada televisión, y luego te haces un lío, je, je. En las galas no se pone a Mahler, que a la gente le puede dar un derrame cerebral. Ponemos de Bisbal para arriba.

Doc, ojalá fuera la nada, me temo que es peor, je, je. Nada como unos huevos con morcilla para pisar de nuevo la realidad. Nueve de cada diez nihilistas entrevistados los recomiendan.

Abrazos varios.

jesus dijo...

cagüenla!!!!!!!!!!! me perdí la presentación. la proxima me avisas, porfa. que no hay nada como perder el tiempo.

ESTHER dijo...

ja ja ja ja jaaaaaa Troglo me río hasta con tus respuestas un montón. De verdad que me saltan las lágrimas, eres buenísimo. je je je

Troglo Jones dijo...

Saludos:

No te preocupes, Jesús. Las presentaciones son intercambiables. Ahora en Madrid celebramos los fastos y refastos del centenario de la Gran Via, con presencia monárquica incluida. Estás invitado. Si no, podemos celebrar el gromillonésimo aniversario del descubrimiento del río Manzanares. Hay para todos.

Esther, así somos los genios, je, je. A veces dudo de si soy humano o loro. Pero necesito que me sigas animando, je, je.

Besos y abrazos.

Ralph dijo...

Troglo como sigas así vas a tener problemas con el Gobierno, vas a coincidir con alguna de sus presentaciones y le vas a robar el protagonismo ;)

Troglo Jones dijo...

Ralph, en este caso el Gobierno no tiene ni mucho menos el monopolio de las chorradas, je, je. Tendrán que aguantarse, o presentar una burrada aún mayor. Es la ley de la oferta y la demanda de chorradas.

Salud.

Hector Aguilera S. dijo...

Hola Troglo, que ingenio e imaginación, me he divertido muchísimo con tu presentación acompañado del inigualable Puto Bocazas, del cual como tu sabes soy su fan "number one".
Un cordial saludo

Miazuldemar dijo...

Pero...No me digas que he leído ésto para...NADA??? Eres un espectáculo en sí mismo.

(Buena crítica, como siempre ;))

Ralph dijo...

Pues Troglo aprovecha el chollo y aplícale copyright con la de tonterias que se ven ultimamente te forrarías, sería tan rentable como el doble click ;)

Sebastián dijo...

Esto es un "reality" y lo demás son tonterías. ¿A dónde hay que escribir para asistir como espectador a la próxima Gran Gala? O, mejor aún, ¿podríais Puto Bocazas y tú recomendarme como músico para la orquesta? ¡Donde caben cien caben ciento uno..., y yo toco las castañuelas de puta madre!

Troglo Jones dijo...

Saludetes, en plena vorágine de curre mandarínoso. A ver si se acaba ya, que cuando vea al loro no le voy a conocer de lo que habrá crecido.

Hector, muchas gracias, hombre, je, je. El loro te envía sus recuerdos y dice que le mandes un billete de 100 euros, que te lo devuelve firmado y dedicado. Yo no me fiaba si fuera tú.

Mamen, así es. ¿Cuántas cosas lees, escuchas o ves para nada al cabo del día? Mejor no contarlas, je, je. Soy espectáculo, luego soy. ¿O no?

Ralph, las chorradas no se pueden patentar, son patrimonio de la humanidad, aunque me temo que a unos les toca más parte que a otros, je, je.

Sebastián, a estas galas se entra pagando, claro, a no ser que seas un figurón de los que trabajan yendo a fiestas. Las galas hay que amortizarlas. Con 100 me temo que la orquesta está muy cuadradita. Eso sí, tenemos vacante un puesto para traerle cubatas al loro continuamente, por si te interesa.

Abrazos a todos.

Mr Blogger dijo...

¡y en 3D! ¡no se olviden de devolver las gafas en la salida!

Troglo Jones dijo...

Buena idea, Mister. Una chorrada es mucho más chorrada en 3D, je, je. Hasta que inventen las 4.

Salud.

Mr Blogger dijo...

Por ahí hay equipos de "cine" con movimiento y vibración de asientos y capaces de reproducir olores... ¿te vale como 4D?