miércoles, 10 de marzo de 2010

Telemarketing

A mí me gustaría conocer alguna vez a alguno de los mandarines que diseñan las campañas de marketing telefónico. Para partirle la cara, más que nada, por sus brillantes estrategias. Una de las que más me fascina es cuando te dicen:


¡RIIING! ¡RIIIING!


- ¿Sí?

- Buenos días, ¿habló con don Troglo Jones?

- Sí, soy yo.

- Encantado de saludarle, don Troglo. Quería comentarle la nueva promoción para línea ADSL de....

- Mire, muchas gracias, pero la verdad es que no estoy interesado.

- ¿No le interesa pagar menos?


No sé a vosotros, pero a mí esta pregunta me enciende. Me parece como que me está llamando subnormal por la cara. Yo, habitualmente, contesto lo siguiente:


- Pues no. Verá, es que yo tengo una característica particular: soy gilipollas, así que me gusta pagar más.

- ¿Cómo...?

- Que como soy gilipollas, me gusta pagar más.

- ¡Eh! ¡Uh! Bueno, esto, don Troglo, muchas gracias por su atención. Buenos días.


Probarlo. No te vuelven a llamar.

14 comentarios:

ESTHER dijo...

ja ja ja ja jaaaaa Buenísimoooooooo! je je je

Yo cuando no veo en el móvil alguien conocido no cojo el teléfono directamente. Así que los de telefónica no me pillan nunca.

Una vez lo cogí, se pusieron muy pesados, entonces lo que hice fue descolgar pero no hablar nada, me quedé callada a ver qué pasaba. El hombre del teléfono se volvía loco: oiga, oigaa, oigaaaa.... hasta colgar. je je


Me he reído mucho con tu frase: 'soy gilipollas...'.

Muy bueno. Besos.

Armando dijo...

ja ja ja. Muy bueno Troglo. No me ha pasado porque hago lo que Esther, pero una prueba adaptada al medio, bien podría funcionar así, con los que frecuentemente quieren pillarte:

- Muy buenos días ¿Es usted don Armando?

- No, soy gilipollas

- Ah disculpe, ¿y eso qué es?

- La próxima llamada le respondo

Un abrazo

Dr.Krapp dijo...

Yo tengo una larga experiencia al respecto, Troglo, la última de ayer mismo y por el mismo tema.
Me preguntaron a bocajarro si no quería cambiar de ADSL, para chinchar estuve a punto de decir que era un ADSL pero eso podría ser peor por la insoportable perorata. Como buen gallego le pregunté a su vez de que compañía era: Jazztel -por cierto, ¿Buddy Bolden y compañía, jazz podrían demandar a esa empresa por usar ese nombre?- Le dije que ya estaba enchufado a otra compañía y que además era la hora en que los trabajadores como yo, comíamos. El sujeto me contestó, alucina vecina: que el asunto del ADSL era primordial-mas que la comida- y que llamaría más tarde. Le insistí en un tomo áspero y hasta desabrido de que no lo hiciese, colgué y ahí acabo la cosa... por ahora, ya que sé que volverán.

Troglo Jones dijo...

Saludos:

Esther, yo tampoco lo cojo cuando veo "identificación oculta" o algo de eso. Pero luego te acaban llamando desde un número normal. Voy a tener que no cogerlo nunca, y ya está, je, je. Tu sistema tampoco está mal, lo que pasa que pueden volver a la carga.

Armando, realmente da igual lo que hagas, siempre que consigas que te consignen en la base de datos como "chiflado peligroso", je, je. Ese es el objetivo, entonces es cuando dejan de llamar.

Doc, volverán cual golondrinas. Son inasequibles al desaliento. Claro, para él es más importante vender una ADSL que tú comas. En fin, entiendo que los disparates que dicen están en algún guión que les dan. La próxima vez diles que se han equivocado, que no eres una persona sino un loro, y los loros no necesitan ADSL. Que si tiene güisqui, te podría interesar.

Abrazos per tutti.

Miazuldemar dijo...

¿Hola? ¿Hay alguien en casa? ;)

Pfff, a mí sí que me tienen frita. Me paso el día cogiendo llamadas en la oficina, y como poco 4 al día son de compañías de teléfono y siempre las mismas. Lo que de verdad me enciende es llegar a casa y seguir igual, que me parece que sigo trabajando. Me indigna este tema, de verdad. ¿Es que no hay control alguno sobre ésto?

Además cada vez te llama una persona diferente, yo no hago más que decir, marque usted en la lista que no estoy (estamos en caso de estar en la ofi) interesados y NO LLAMEN MAS! Pero na, que no hay tu tía. Algún día cogeré tu kalashnikov y le pegaré un tiro al teléfono.

Troglo Jones dijo...

¿Qué pasa, Mamen? Nos tenemos olvidados el uno al otro, je, je. Sí, es permanente e insoportable. El que llama es un mandao, pero les tenían que meter un chuzo a las empresas. Será cosa de dar el primer paso y denunciarles por acoso telefónico. ¿Por qué piensan que te pueden dar la brasa de continuo si ya les has dicho que no? Eso sí, el kalashnikov es mano de santo para estas cosas.

Abrazos.

Miazuldemar dijo...

¡Eh! que yo no te tengo olvidado, que yo te leo todo todito. Que sepas que el loro me chiva cada vez que actualizas ;)

Si es al contrario lo entiendo, porque estoy de un pajarero pesao que no me aguanto ni yo misma, jaja. Bsos!!!!

Mr Blogger dijo...

(No hagas caso a miazuldemar, que desde que sale con el loro solo ve pájaros por todas partes... a saber que le ha hecho a la pobre)

A mi cierta compañía telefónica me tortura, pero eso ya es otra historia...

artal dijo...

evito (o en su defecto descuelgo y cuelgo) los numeros privados. pero si por error caigo y me cogen con el dia inspirado y por aquello de que si no puedes con tu enemigo unete a el, le alabo su producto (por precio, servicio, facilidades, calidad....) pero lamento no poder contratar con ellos pues tengo un compormiso familiar. y entonces paso a que si por no enfrentarme con el hijoputa del cuñado que me ttienen cogido por los guebos con un servicio y unos precios que son casi de juzgado de guardia pero que tengo que tragar y .... y el pobre hombre se tiene que tragar mi historia. porque ya sabe ¡pongase en mi lugar!!!!....

Hector Aguilera S. dijo...

Hola Troglo, creo que has descrito muy bien lo que sucede en la mayoría de los países del mundo. Empresas bancarias, de telefonía celular, de red fija, compañías de seguro, etc. La lista de empresas en esta misión de captar clientes es infinita, y nosotros nos tenemos que mamar sus discursos, para convencernos que somos unos idiotas de no acceder a sus ofertas.
Me has hecho reir con tu relato, como siempre muy entretenido.
Saludos,

Troglo Jones dijo...

Saludos:

Mamen, ¿así que pasas por aquí y no dices nada? Me chivaré al loro. Pasaremos sin espantar a los pajaritos, que sabes que somos un poco escandalosos.

Mister, cuidado con los rumores, que luego enseguida te demandan, je, je. A las compañías telefónicas lo que mejor se les da es eso precisamente. Creo que es su negocio.

Artal, eres malvado, je, je. Está bien, le tienes media hora al teléfono con una historia horrible, y ese por lo menos seguro que no te vuelve a llamar. Yo al próximo le voy a contar cuando hice la mili.

Héctor, esta matraca es universal, por desgracia. Y encima te llaman tonto por desaprovechar sus grandes ofertas. Me alegro que te hayas reído, os hace falta en tu país después de lo pasado.

Abrazos varios.

Ralph dijo...

SE te olvidó nombrar cuando te llaman a horas intempestivas o ponen marcación automática, descuelgas y oyes la musiquita en el mejor de los casos, ah por cierto hay algunos que hasta se ofenden por no querer aceptar su producto. Saludos.

Sebastián dijo...

Yo últimamente opto por colgar sn contestar nada más escuchar el consabido soniquete de la operadora (casi siempre son chicas latinoamericanas). Lo que hacen las operadoras no sólo es de pésima educación, sino que es totalmente ilegal. Y un ejemplo más de lo que te he comentado en tu anterior entrada:la anti-publicidad. Yo me inclino a pensar que generan más repulsa que clientela.

Troglo Jones dijo...

Saludos:

Pues sí, Ralph, o lo coges y se corta, que a mí me ha pasado mucho, aunque no es lo peor que podría pasar, je, je. Sí, se ofenden. Ya sólo les queda optar por métodos mafiosos: o lo compras o te dan una paliza.

Sebastián, mogollón de operadoras tienen sus call center en Latinoamérica. Sale más barato. No sé, supongo que si lo hacen, algo sacarán, pero no habría que consentírselo, no hay por qué aguantar esa forma de vender, ni que den trabajo ni que no lo den.

Abrazos a los dos.