jueves, 2 de abril de 2009

Método infalible para tener pasta

A mí me sorprendía que mi estrafalario loro, Puto Bocazas, siempre pareciera estar forrado de pasta. Ibamos al bar, y el tío sacaba billetes de debajo del ala que daba gusto. Así que un día, esperándome lo peor, le pregunté:


- Puto Bocazas, ¿de dónde sacas tú tanta pasta, si no has dado golpe en tu vida?

- ¡Jo, jo! ¡Qué ingenuo eres, Troglo! Trabajar, dice. Pues claro que no. Yo, cada vez que necesito pasta, voy a por ella y la cojo.

- ¿De dónde? A mí no me la robas, porque la tengo hipervigilada.

- Nada de eso, tontaina. Es muy sencillo conseguIrla, pero hay que tener una máquina del tiempo. Y nosotros tenemos la máquina del tiempo Garrafoneitor.


(Como ya he explicado en otros posts el funcionamiento de la máquina del tiempo Garrafoneitor, podéis repasar los capítulos antiguos, je, je).


- ¿Y eso cómo se hace, Puto Bocazas?

- Facilísimo. Tú reunes, pongamos, mil euros. Entonces te montas en la máquina del tiempo y te vas un par de horas para atrás, al pasado, y dejas esos mil euros en un cajón, ¿me sigues?

- Sí.

- Luego, vuelves al futuro de donde vienes. Entonces, cuando necesites pasta, te vas al pasado donde los guardaste y coges los mil euros del cajón. Y vuelves al futuro de donde vienes, y te los fundes en güiski de garrafa.

- Vale, pero cuando se acaben los mil euros, estás como al principio.

- ¡No seas burro, Troglo! Cuando se me acaban, vuelvo al pasado y los vuelvo a coger del cajón. Y vuelvo al futuro.

- Pero ya no están en el cajón, porque tú te los llevaste.

- No, porque vuelvo a un punto temporal en que todavía no me los he llevado.

- Pero, cuando vuelvas al futuro, no tendrás los mil euros porque ya te los gastaste en el primer futuro.

- No, porque ese primer futuro me lo salto. Yo vuelvo al pasado, y luego al segundo futuro, dejando el otro en medio, así que no me afecta.

- ¡Hum! Interesante desarrollo de acontecimientos paradójicos. Ni el sueldo para toda la vida del Nescafé.

- Sí, je, je, je. ¡He inventado el cuerno de la abundancia! Por cierto, que ando un poco corto de pasta, así que me voy al pasado a por mil euritos.


El problema es que cuando Puto Bocazas llegó al pasado, se encontró a sí mismo llevándose los mil euros. Y, cuando se peleaba consigo mismo, llegó un tercer Puto Bocazas del futuro a por los mil euros, y se unió a la gresca. Y luego llegó un cuarto, y ya ardió Troya. Así que se le acabó el chollo. Y es que la única manera honrada de ganar dinero es robarlo, como algunos que yo me sé.

20 comentarios:

ESTHER dijo...

je je je Muy bonita historia, Troglo. Desde luego Puto Bocazas es muy listo, debes escucharlo más.

Sí, te doy la razón en tu última frase. Hay mucho chorizo de guante blanco que no se corta nada. Oye, y le va perfecto. Aquí no pasa nada. Como dice tu amigo el cantante Julio, "La vida sigue igual"....

En fin, me voy a ganar honrado un dinerito, a ver si me paso ahora por Zara y... je je je No! Qué a mi me pillan seguro. Mejor se lo dejo a los profesionales.

En estos momentos estoy viendo a tu amiga Cassandra en esa pose tan sugerente y sexy que ha conseguido en su portada.

Cuidadito con esa máquina del tiempo no aparezcas en la guerra de las galaxias y no sepas por donde huir.

Besito.

Troglo Jones dijo...

Je, je, se pasa de listo, Esther. Y así es la cosa, si ahora algunos de los mayores chorizos del mundo se reunen en...ejem, me voy a callar, que está el loro tirándome de la manga, para que no meta la pata.

Mi amiga Cassandra siempre es sugerente. La voy a invitar a un paseo en la máquina del tiempo, je, je.

Besos.

Ralph dijo...

Con tanta pelea con sus otros yo me imagino al Puto Bocazas en el Parque del Retiro pidiendo para poder recobrar lo que le falta de su plumaje je je je.

Troglo Jones dijo...

Ralph, es que pegarse con uno mismo es complicado, porque te sabes todas las triquiñuelas. Además, tampoco te quieres pegar muy fuerte porque eres tú mismo, y no es plan, je, je. Está un poco maltrecho, pero estoy seguro que ya maquina nuevas burradas.

Abrazos.

La chica de cristal dijo...

Jajajaja, vaya historia tan graciosa que te ha quedado tal y como la has contado.

Desde luego que hay cada chorizo que madre mía de mi vida !!!

No me extraña ni un pelo que cada día no haya más cámaras de vigilancia, pero está claro que ni eso les frena, porque siguen robando igual y anda que no se las ingenian bien para que no les pillen con las manos en la masa.

Por cierto, me encantaría conocerte, pero no tienes puesto tu mail en el perfil para escribirte, asi que dime si te puedo dejar mi correo o si prefieres que le pregunte a Mr Blogger.

Saludos y cuídate mucho.

Troglo Jones dijo...

Hola, Chica de Cristal:

Sí, hay chorizos que están fuera del alcance de las cámaras. O si no, les da igual, son los dueños de las cámaras.

Pues no, no dejo el mail en el perfil. Y es que me gusta mantener el misterio, je, je. Me gusta hablar con la gente que viene al blog, pero prefiero hacerlo a través del blog. No me lo tomes a mal, son manias que tiene uno. Como me entere que Mr.Blogger va dando mi mail, le asesinaré, je, je.

Encantado de recibirte por aquí. Saludos.

solojazz dijo...

Una historia divertida, Troglo. Gracias.

Troglo Jones dijo...

Gracias a ti por venir, Armando.

Saludos.

La chica de cristal dijo...

Jajajaja, pues me da a mí que te ibas a quedar con las ganas de asesinar a Mr Blogger, porque yo no te voy a dejar, que con lo buen chico que es haber luego donde encontramos uno igual a él y que me pinche a mí tanto.

Es que estoy todo el día partiéndome de la risa con el muchacho.

Lo del mail yo solo te lo decía, porque por aquí te lee todo el mundo y hay cosas que es mejor hablarlas en privado, aunque solo sea en plan amistad.

Venga un besito y cuídate mucho.

Mamen dijo...

Está muy claro.

El que tiene money es porque roba al prójimo. Lo veo cada día. Hay muchas formas "legales" de robar.

Oye ¿y se puede ir al pasado y asesinar a alguien volviendo al primer futuro sin que te pillen?

Troglo Jones dijo...

Saludos:

Chica de Cristal, es que a mí me gusta hacer las cosas con testigos, por si acaso, je, je.

Mamen, es fácil. Te vas al pasado a la hora que lo vas a matar, pero no lo matas, te buscas una coartada para esa hora, que te detengan por escándalo público, por ejemplo. Luego, te vuelves al futuro y, desde un segundo futuro, vuelves al pasado a la hora que lo vas a matar, y lo matas. No te pueden acusar, porque tu otro yo, o mejor tu otro tú, tiene coartada a esa misma hora. ¿Has visto? Es que soy un experto en matanzas temporales.

Abrazos.

Mamen dijo...

Jo, eres un genio. Gracias por darme la solución, es que no sabía cómo hacerlo sin que se notase.

Ahora mismo me voy de viaje en el tiempo. Prepárame el Garrafoneitor, y me llevo también el Kalashnikov ese que tenemos a medias.

Mr Blogger dijo...

Pero siempre hay que tener una inversión inicial de 1000€, que a ver como gana inicialmente un loro 1000€...


por cierto, me dejo un par de días sin ver practicamente blogs y cuando vuelvo me encuentro que quieren matarme sin yo haber hecho nada XD. Tranquilo, tu dirección no se suelta así como así, ustedes arrénglense como quieran, que eso no es cosa mía.

Troglo Jones dijo...

Mil euros se le pueden estafar a cualquiera, Mr.Blogger, eso no es problema para cualquier loro con recursos.

Esto te pasa por no visitar los blogs más a menudo. Guarda esa dirección como si fuera tu hijo, je,je.

Salud.

Dani dijo...

Esto tiene argumento cinéfilo.
Podría ser la segunda parte de los Cronocrímenes. Que bueno!

Troglo Jones dijo...

Dani, ya sabes que nos gustan las paradojas chorras, je, je. No he visto la de los cronocrímenes, ¿qué tal es? Bueno, pasaré otra vez por tu blog a ver si la has comentado.

Saludos.

drenitas dijo...

venga troglo rompe ya de una vez el misterio y pasanos tu mail, que queremos conocerte jooo

Troglo Jones dijo...

Ja, ja, Drenitas, ahora sólo me comunico por señas, así que ya sabes.

Salud.

Félix dijo...

Ay, las paradojas temporales.

Yo, ingenuo de mí, he leído todo esto pensando que iba a aprender a hacerme millonario, pero no: voy a tener que volver al capítulo de garrofoneitor (o como se llame) y esto se va a convertir en un vulgar programa de Bricomanía.

Señor Jones, me ha decepcionado profundamente.

Troglo Jones dijo...

Félix, esto es infalible, pero tienes que planificarte bien para que no te mangues a ti mismo el dinero. Mangarse uno a si mismo es de lo más ridículo. Pero eso sí, sin Garrafoneitor no vas a ningún lado. Quien algo quiere, algo le cuesta.

Salud.